El juego de pelota en México

El juego de pelota

El juego de pelota fue una práctica que tenía funciones religiosas, comerciales y de poder. Con el paso de los años se convirtió en el deporte más popular y conocido del México Prehispánico.

Se le conoce como el “Sagrado juego de pelota” o el antiguo juego de los dioses. De acuerdo a la civilización que lo practicaba recibía un nombre distinto como: Tlachtli (Teotihuacanos, Toltecas y Aztecas), Pokyab o Pok-ta-pok (Mayas) y Taladazi (Zapotecas).

Reglas del juego de pelota

Hasta la llegada de los españoles fue cuando el inquisidor Tomás de Torquemada prohibió el juego de pelota en nuestro país sin éxito ya que en hoy en día se continúa practicando.

Los jugadores utilizaban una pelota maciza de hule, la materia prima del hule es el látex, que se extrae del Castilla elástica, árbol originario de las tierras bajas tropicales americanas. Éste líquido de color blanco y pegajoso se mezclaba con el jugo de una enredadera y adquiría elasticidad.

La pelota tenía que atravezar los aros que se colocaban en lo alto de las paredes y para golpearla sólo podían utilizar la cadera.

Los aztecas premiaban a los vencedores con plumas preciosas, mantas labradas, bragueros y joyas preciosas. Por su parte, los mayas otorgaban plumas de Quetzal, un ave del paraíso que simbolizaba jerarquía.

Juego de pelota, Chichén Itzá

El campo más grande para el juego de pelota de Mesoamérica se encuentra en la zona arqueológica de Chichén Itzá. Estás áreas estaban construidas en forma de “I” mayúscula con dos muros de 25 pies de alto que conformaban los costados.

Las paredes estaba cubiertas de enjarre y tenía dibujos de dioses y demonios mayas. En la parte más alta se colocaban dos aros en cada pared que llegaban a tener entre ocho y once metros de altura.

También te puede interesar   'Muertos limpios': La tradición de los Pomuch

Los campos de juego más importantes en México se encuentran en los estados de Puebla, Morelos, Yucatán, Chiapas, Veracruz, Estado de México, Chihuahua y Durango.

Juego de pelota

De acuerdo al Popol Vuh (conocido como la Biblia Maya), los dioses gemelos bajan al infierno para jugar el juego de pelota contra los demonios. Ellos bajan porque quieren recoger los huesos de la gente, para crear una nueva raza de humanos.

Los gemelos ganan el partido y los demonios les dan los huesos. Según la leyenda así es como los mayas fueron creados.

Su significado es distinto para cada cultura ya que algunos lo relacionaban con la fertilidad, el equilibrio del cosmo por medio de la vida y la muerte, así como la vida y la muerte.

El campo es una herida en la tierra que representa una entrada al inframundo. La mayoría de los campos se encuentran en lugares bajos como Uxmal, Yucatán, o bajo el nivel de otros edificios.

Ganadores del juego de pelota

Algunos de los motivos que se pueden encontrar en los campos del juego de pelota son: serpientes, cocodrilos, sapos, tortugas, caracoles, mariposas, jaguares, ninfeas y lirios acuáticos, los cuales estaban asociados a las ceremonias del encuentro.

El juego representaba un acceso al inframundo y, al mismo tiempo, la posibilidad del renacimiento.

Fuente: Factoría Histórica

Deja un comentario