Cerro-de-trincheras, Sonora

La trinchera de los dioses

Esta zona se localiza en el norte del estado de Sonora y se distingue por su energía electromagnética, su paisaje y los vestigios de las culturas que habitaron este territorio durante la época prehispánica.

El Cerro de Trincheras, cómo se le conoce a esta área, fue poblada por hombres y mujeres del periodo prehispánico tardío, quienes construyeron casas mirando hacia el norte con terrazas de diversos tamaños.

Alrededor de 900 terrazas componen el cerro, las cuales se localizan a tres metros de altura con piedras encimadas sin cementante. Por su parte, las de 10 a 100 metros de largo estaban rellenas de tierra, ideales para el cultivo.

Terrazas del cerro de Trinchera, Sonora

Sus principales fuentes de alimentación fueron el maíz, la calabaza, el algodón y el agave. Practicaron la cestería y aprendieron a moldear la concha, con la que fabricaban anillos, brazaletes y cuentas.

La cercanía del río Magdalena y el acomodo de enormes rocas volcánicas favoreció su asentamiento.Se caracteriza por tener observatorios astronómicos, plazas, estructuras ceremoniales y por llegar a tener más de mil habitantes.

Sus principales centros de energía son:

La Cancha.- Tiene forma rectangular con paredes de piedras apiladas en 51 metros de largo y 13 de ancho. De acuerdo con las excavaciones, en la mitad del lugar construyeron una estructura circular con muros y techos de materiales perecederos.

Algunas de las actividades que se efectuaban en este lugar se encuentran: danzas, ejercicios, rituales masivos y representaciones teatrales.

La Plaza del Caracol.- Era usada para ceremonias exclusivas y como centro administrativo. Debido a su difícil acceso se cree que no toda la comunidad participaba en los rituales de este espacio sagrado.

También te puede interesar   Zona arqueológica: Monte Albán

Plaza de Caracol, Cerro de Trincheras

El Mirador.- Gracias a su posición al centro de la cara norte de la zona, los habitantes podían observar y controlar los movimientos y actividades de la ciudad. Era un lugar restringido donde se guardaban bienes exóticos, como la Cerámica Chihuahua usada en intercambio.

Fuente: México Desconocido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *